CNA carece de tintes partidarios